Tag Archives: novelas

La literatura LGBT alza la voz. El mismo amor, otra visión.

Historias para todos

Por: Carla Chinchilla

Twitter: @tortugacolorada

Con el propósito de aportar perspectivas más incluyentes sobre el amor y alzar la voz de la literatura LGBT, los anaqueles digitales dan la bienvenida a El amor como un elefante, reliquum; segunda obra de la escritora venezolana L. V. Velásquez, quien a través de reflexiones muy íntimas y personales, apuesta al género romántico LGBT como herramienta para expresar la compleja realidad de los sentimientos asociados al tortuoso camino del autodescubrimiento y la aceptación.

La obra de Velásquez está marcada por una intensa carga emocional que, con un sello de intimidad, le permite al lector identificarse con sus personajes que, aunque muchas veces resultan antagónicos, se pasean por una inmensa diversidad de pasiones, sentimientos y cuestionamientos propios de la naturaleza humana. Su ópera prima Las tantas que hay en mí sorprendió al mercado con una visión universal del amor, basándose en los recursos del género romántico más tradicional para exponer “la oscura travesía de negarse a aceptar nuestro destino”.

La escritora explica que Las tantas que hay de mí fue parte de su proceso de crecimiento y evolución personal, “en esta novela han quedado las reflexiones que me llevaron a aceptarme y perdonar las cosas que en una época me mantuvieron al borde del suicidio. De muchas maneras, es mi historia de supervivencia”.

La literatura LGBT alza la voz

el_amor_como_un_elefante

Con El amor como un elefante, reliquum, la literatura LGBT alza la voz para llenar un vacío que ha enmudecido a este género y así ofrecer versiones más realistas e inclusivas sobre el más universal de todos los sentimientos. Esta es una novela compleja, concebida para llevar al lector por “una vertiginosa e irregular línea de tiempo que le hará muy difícil, la aparentemente sencilla, tarea de descifrar la realidad escondida de sus personajes”.

Bajo estas premisas, Velásquez reconoce en sus letras el más profundo mecanismo de expresión del alma: “Escribir ha sido para mí una manera de reconstruirme; una forma de curarme sacando desde lo más oscuro de mi alma todo lo que debe ser echado al sol para secar las lágrimas y para que lo que tenga que ser, finalmente, sea”.

Ambos textos se encuentran disponibles a través de la plataforma Amazon.com en versión Kindle e impresa, que constituye la mejor opción a la hora de encontrar nóveles voces que satisfagan el gusto de ávidos lectores en busca de nuevas historias y visiones.

 

«En la literatura abundan los buenos vampiros», dice Fénix Hebrón

Tras unos años casi en completo silencio, Fenix Hebron vuelve a la actualidad literaria con una nueva saga llamada «Erius, el Inquisidor», en donde nos encontramos con un investigador del Santo Oficio que se las tiene que ver con vampiros y cazavampiros de toda índole, en unos relatos entre lo romántico y lo detectivesco. Estos días su segundo título, «Amor de vampira«, ha alcanzado el «Top Ten» entre los más vendidos de ficción en Amazon, por lo que hemos aprovechado para hablar con su autor y que nos cuente un poco su nuevo trabajo.

– Valkyrjas, vampiros… Se mete usted en todo.

La mitología siempre me ha apasionado, esas leyendas que – dicen – tienen retazos de verdad y partes de cuentos de hadas. Que, hablando de hadas, no solamente he escrito sobre vampiros y valkyrjas, sino también sobre éstas, las hadas.

– En «Erius, el Inquisidor», usted nos presenta unos vampiros que pocas veces son «los malos», al contrario de los que nos los suelen presentar en el cine, y en muchas otras novelas.

No me agrada esa parte de maldad de los vampiros que, como bien dices, encontramos en muchas películas de terror. Sin embargo en la literatura hay vampiros buenos, y vampiros malos, en la literatura podemos encontrar un poco de todo, aunque tampoco conviene olvidar que vampiros adolescentes hemos visto en películas de cine que también eran buenos.

– Ha creado un pequeño universo vampírico: nombres específicos, incluso una cultura…

Cuando empecé a escribir «Erius, el Inquisidor», me fue surgiendo la necesidad de dotar a los personajes vampíricos de una personalidad propia, algo que los distinguiera y los hiciera peculiares, y no por el hecho de morder o de vivir muchos siglos. Es lógico que utilicen nombres un tanto arcaicos, una lengua propia incluso, a fin de cuentas si han vivido tantos años, es casi natural que haya surgido una cultura propia.

– Sin embargo, en muchas versiones de vampiros esto no ocurre, por ejemplo en Blade, o en Buffy, cazavampiros.

Sí, es cierto. La mayoría de cuentos, relatos, novelas y películas sobre vampiros tienen en este punto una visión muy reducida, es una lástima porque el universo vampírico es muy rico y muy atractivo y sugerente. Pero bueno, al menos puedo decir que en mis relatos sí encontrarán todo ese mundo vampírico propio que los habituales del género tanto agradecemos.

– De momento dos relatos, y con un notable éxito… ¿Veremos alguno más de «Erius, el Inquisidor», y sus vampiros?

Eso espero, y eso quiero. Al menos me gustaría lanzar dos más, y tal vez un recopilatorio o especial de todas ellas. Veremos. Todo dependerá de cómo se den las cosas, de momento las dos que los lectores pueden encontrar en Amazon son una buena presentación para ver cómo responde el público.