Category Archives: All

El Smurfit Kappa & UPV Design Challenge busca nuevos talentos en el campo del diseño de embalajes de cartón

Ya se conoce a los ganadores del Smurfit Kappa & UPV Design Challenge, el concurso puesto en marcha por la planta de Quart de Smurfit Kappa para promover la participación de jóvenes en el campo del diseño de embalajes de cartón ondulado. Una iniciativa que, además, tiene como objetivo presentar nuevos talentos a la industria, con un enfoque especial en su trabajo, que debe abogar por la creatividad, la innovación y el desarrollo sostenible.

Todos los participantes son alumnos matriculados en el curso 2019-2020 en la asignatura “Envase y embalaje” del cuarto año del Grado de Ingeniería en Diseño Industrial y Desarrollo de Productos de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería del Diseño (ETSID) de la Universitat Politècnica de València (UPV), que han tenido que formar grupos de tres personas para realizar el proyecto.

Smurfit Kappa propuso tres categorías para que los equipos pudieran elegir la que mejor se adaptara a sus conocimientos. Todas ellas con un denominador común: la sostenibilidad y la iniciativa Better Planet Packaging, con la que la compañía pretende atajar el grave problema que suponen los desechos no biodegradables para el medioambiente, abriendo la puerta a un futuro con embalajes sostenibles y comprendiendo el diseño de productos innovadores y que realmente posibilitan el cambio hacia un mundo sin residuos. Gracias a ella, desarrolla soluciones de papel y embalajes de cartón ondulado que tienen un impacto positivo en el planeta y resuelven las necesidades reales de sus clientes.

Propuestas sostenibles para un planeta mejor

La compañía ha aplaudido el gran número de propuestas interesantes que han presentado los participantes al concurso, que han querido aportar su granito de arena para reducir los residuos y apostar por la sostenibilidad de los embalajes. Los proyectos ganadores, que destacan precisamente por su originalidad y su carácter sostenible, se han dado a conocer en una ceremonia virtual, a través de la plataforma Teams, que se ha celebrado el 23 de julio y a la que han asistido representantes de Smurfit Kappa, los profesores de la asignatura y los 15 grupos finalistas, que han presentado cada proyecto. Tras esta presentación, el jurado ha elegido a los tres ganadores en base a tres criterios: innovación, viabilidad de producción y defensa.

El primer puesto ha sido para SCIP, una bolsa integrada en una percha de cartón. Una solución muy innovadora por el sistema de plegados, modo de utilidad y aprovechamiento del producto en toda su vida útil. El segundo de los premios se lo ha llevado ALL SOCKS, un display para calcetines que representa la fusión de entre expositor y consumer packaging. El diseño de cada una de las piezas la convierten en una solución divertida, que interactúa con el consumidor en el punto de venta y la versatilidad de su diseño hace posible que sea escalable a otros sectores. Por último, el tercer premio ha sido para FLUIM, un agrupador mono material para 6 botellas de agua de 1,5L que destaca por la sencillez en el diseño estructural y su forma de transporte.

Joanna Devon, General Manager de Smurfit Kappa Quart, da su “enhorabuena a todos los participantes y a la Universitat Politècnica de València por formar parte de este proyecto tan enriquecedor. A partir de ahora, Smurfit Kappa estudiará y analizará la viabilidad de los proyectos ganadores, para convertirlos en producto reales que pueda utilizar el consumidor y ayudar a la eliminación de residuos no biodegradables en nuestros océanos y vertederos”.

Una experiencia piloto de Cruz Roja, Eulen Flexiplán y Smurfit Kappa rompe la brecha de género en el sector del cartón

Smurfit Kappa, dentro de su Plan de Igualdad, ha puesto en marcha en Córdoba un curso de operadoras de fabrica a través de Eulen Flexiplán y en colaboración con la Cruz Roja, para formar a 15 mujeres de diferentes perfiles asociados a algunos de los proyectos impulsados desde el Plan de Empleo de Cruz Roja, como Puentes hacia el empleo, Itinerarios que suman, Desafío Empleo + 45 o Acércate. El objetivo es fomentar su inserción laboral en un mundo tradicionalmente masculino, como es el de los embalajes de cartón ondulado, y romper así la brecha de género que existe en este sector.

“Además de buscar por supuesto la inserción laboral de mujeres que necesitan un empleo, que es el objetivo principal que perseguimos, la importancia de iniciativas como esta radica en el intento conjunto de tres entidades por conseguir romper barreras de género en un sector tradicionalmente masculinizado”, destaca Nicoletta Comito, responsable provincial del Plan de Empleo de Cruz Roja Española en Córdoba. Entre estas 15 mujeres se encuentran algunas que han sido víctimas de violencia de género o machista, otras con dificultades para acceder al empleo por las barreras de género, mayores de 45 años y menores de 30 y aquellas con edades comprendidas entre los 31 y los 44 años que son desempleadas de larga duración.

Mariola Hernangómez, responsable de la Jefatura Técnica de Eulen Formación en Eulen Flexiplán, indica que “este tipo de proyectos de inserción laboral, donde tres grandes organizaciones nos unimos y compartimos nuestras mejores formas de ser y de hacer, nos permiten avanzar con pasos firmes hacia una igualdad efectiva y real de mujeres y hombres en sectores tan masculinizados como el del cartón ondulado”.

Antonio Jiménez, Supervisor jubilado de forma parcial en Smurfit Kappa y con amplios conocimientos en el sector del cartón ondulado, es el encargado de impartir la formación teórica del curso, enfocada a Seguridad, y de realizar la visita a la planta de Córdoba programada en esta primera parte de la formación. Cuando esta finalice, ya a partir del 3 de agosto, comenzará la fase práctica en la fábrica andaluza, avalada por Cruz Roja y Eulen Flexiplán, cuya duración es de 50 horas. Allí, estas 15 mujeres tendrán la oportunidad de rotar por diferentes puestos de trabajo tanto en la onduladora como en su parte de conversión.

Carlos Lijó, gerente de Smurfit Kappa Córdoba, asegura que “para nosotros es muy importante fomentar la integración laboral de mujeres con poca experiencia en el mercado y con diferentes problemáticas sociales y, al mismo tiempo, romper esa barrera culturalmente masculinizada que existe en los sectores productivos, a través de iniciativas pioneras en el sector del cartón ondulado como este curso que hemos puesto en marcha con Cruz Roja y Eulen Flexiplán. El objetivo es ayudarlas a trabajar en un área que, por historia y cultura, ha estado hasta ahora copado mayoritariamente por hombres. En nuestra mano está cambiar esta tendencia y, para ello, dentro de nuestro Plan de Igualdad, trabajamos para conseguirlo”.

Las mujeres que finalicen el curso de forma satisfactoria pasarán a formar parte de la plantilla flotante de Smurfit Kappa y se irán incorporando poco a poco a la plantilla fija de la compañía según sus necesidades de recursos humanos.

La economía circular, en el centro del negocio de Smurfit Kappa para proteger el medioambiente

El negocio de Smurfit Kappa es un modelo de “circuito cerrado”, que tiene como fin maximizar el uso de los recursos naturales para fabricar sus soluciones de papel, como sus embalajes renovables, reciclables y 100% biodegradables. Para ello, el grupo cuenta con 34 fábricas de papel, 245 plantas de producción de embalaje, 42 centros de fibra recuperada y otros 34 centros de producción asentados estratégicamente en 35 países (23 europeos). En total, el grupo cuenta con 68 000 hectáreas de plantaciones forestales, produce 7,6 millones de toneladas de papel y recicla 6,5 millones, además de producir 11,5 billones de m2 de embalaje para generar las innovadoras y sostenibles soluciones de packaging que miles de clientes en todo el mundo emplean para proteger, transportar y promocionar sus productos.

Smurfit Kappa España | Portugal | Marruecos tiene en estos territorios más de una veintena de instalaciones con operaciones: 12 plantas onduladoras repartidas estratégicamente en diferentes comunidades autónomas para estar cerca y dar un servicio rápido a sus clientes, una central forestal, dos fábricas de papel Kraft, una fábrica de papel reciclado, un almacén de recuperación de fibras de papel y un centro de reciclaje. Además, posee cuatro plantas especializadas en Pre-Impresión, Displays, Bag-in-BoxTM y Hexacomb (nido de abeja), así como dos centros exclusivos de innovación y sostenibilidad en embalaje: el primer Experience Centre de la península, ubicado en Madrid, y el único Agri Experience Centre de Europa, especializado en embalaje agrícola, localizado en Alicante.

El inicio del ciclo: una gestión forestal sostenible para la obtención de fibra virgen

En la península, Smurfit Kappa comienza el ciclo de su negocio circular en las plantaciones de coníferas situadas en las proximidades de sus fábricas de papel de Iurreta (Vizcaya) y Sangüesa (Navarra), que cuentan con certificaciones de gestión forestal sostenible FSC y PEFC para garantizar el manejo responsable y sostenible de los recursos naturales. Desde allí se abastece a ambas plantas con madera de coníferas (más de 1 000 000 de m3), que provienen de aprovechamientos legales y de controlada trazabilidad, incluidas las astillas y cortezas que suministran los aserraderos aliados y que se emplean en la fabricación de papel Kraft.

Pedro Albizu, Director General de Smurfit Kappa Central Forestal, asegura que “la gestión forestal renovable y sostenible y su certificación son aspectos prioritarios para nosotros, que trabajamos para poder devolver al medioambiente todo lo que nos ofrece, por lo que fomentamos las mejores prácticas en el aprovechamiento maderero”.

Papeleras a la vanguardia en innovación para producir de la manera más sostenible

El siguiente paso del negocio circular de Smurfit Kappa pasa por sus papeleras, donde se fabrica la materia prima con la que desarrolla sus productos de embalaje: el papel. La gestión sostenible del agua y su uso responsable son cuestiones apremiantes en materia de sostenibilidad para las fábricas de papel del grupo Smurfit Kappa, cuya actividad se centra en cumplir con la Agenda 2030 de las Naciones Unidas. Las fábricas de papel devuelven a la naturaleza más del 90% del agua que utilizan en las condiciones requeridas por la exigente legislación medioambiental aplicable, mientras que el volumen restante se evapora o está contenida en el producto.

El objetivo de la compañía es, además, maximizar el uso eficiente de la madera, por lo que también emplea la biomasa residual no apta para producir papel y generar electricidad y calor biogénico en sus calderas de biomasa de alto rendimiento, que satisfacen las necesidades energéticas de sus fábricas de pasta virgen.

Las papeleras que el Grupo tiene en la península fabrican diferentes tipos de papel: Mengíbar abastece al mercado desde hace más de 50 años de papel reciclado; la División de Especialidades Kraft produce papel MG Kraft en Sangüesa (Navarra), con diferentes aplicaciones industriales y agrícolas, siendo uno de los papeles más finos y resistentes del mercado; y Nervión en Vizcaya produce papel Kraft para sacos y bolsas.

Desde la División de Especialidades Kraft de Smurfit Kappa España | Portugal | Marruecos aseguran que “disponemos de la más avanzada tecnología para producir papel con la mejor calidad, de una forma sostenible y cuidando el medioambiente. Nos situamos a la vanguardia del mercado en innovación, calidad y servicio y contamos con una capacidad de producción de 240 000 toneladas anuales”.

Embalajes renovables y reciclables que reducen la huella medioambiental de los clientes

El papel, tanto de fibra virgen como recuperada, se utiliza también para producir el cartón ondulado que emplean las plantas de embalaje. Las mismas diseñan y producen el packaging sostenible destinado a proteger, transportar y promocionar los productos de sus clientes, con el objetivo, además, de reducir costes o riesgos de sus cadenas logísticas o aumentar sus ventas. Entre los sectores con mayor presencia de la compañía destacan agricultura, alimentación y bebidas, FMCG, eCommerce o automóvil, en los que la compañía mantiene una fuerte posición de liderazgo y comercializa una amplia oferta de productos: desde displays, a embalajes de cartón ondulado, plancha y barquetas.

Teo Pastor, Director de Ventas & Marketing de Smurfit Kappa España | Portugal | Marruecos, afirma que, “nuestro objetivo en materia de sostenibilidad es ayudar a nuestros clientes a reducir su huella medioambiental y el impacto de su negocio en la naturaleza a través de nuestros embalajes biodegradables y el modo en que los producimos. Invertimos fuertemente en investigación y desarrollo a través de una red de 26 centros de I+D+i, denominados Experience Centres, y herramientas únicas que nos ayudan a diseñar soluciones rentables y sostenibles, que respondan a las exigentes demandas del consumidor concienciado y que, a su vez, aporten valor al negocio de nuestros clientes”.

La importancia de los almacenes de recuperación y de reciclaje

Cuando estas soluciones de Smurfit Kappa ya se han utilizado, se recogen para su reciclaje bien a través de sus propios clientes, de sus plantas de cartón (los recortes sobrantes de la producción de embalaje) o de la recogida selectiva que proviene de los contenedores azules, del puerta a puerta comercial o de los puntos limpios, además de las obtenidas a través de los operadores privados, que realizan su función en la industria o en las grandes superficies de distribución.

En España, este material se dirige a los almacenes de recuperación de la compañía, situados en Pinto, y de ahí a la planta de reciclaje de Málaga, que cuenta con una capacidad de producción de 55 000 toneladas, donde se clasifica, procesa y, por último, se envía a la moderna fábrica papelera de Mengíbar, donde sirve como materia prima para su proceso productivo, en el que nuevamente se fabrica papel, unas 250 000 toneladas al año, que después llega a las plantas fabricantes de embalajes de cartón ondulado. Una vez utilizado, el papel se recicla varias veces (hasta siete) y, siempre recordando que, al final de su último uso, es 100% biodegradable.

Este ciclo cerrado confirma el compromiso de Smurfit Kappa con el medioambiente. Y es que la compañía no concibe su actividad sin tener en cuenta la sostenibilidad, uno de los grandes pilares que están en el ADN de su negocio, como puede verse en su 13º Informe de Desarrollo Sostenible, lo que ha llevado a la compañía a convertirse en líder en soluciones de papel y embalaje sostenible.

Javier Villate, Responsable de Calidad, Seguridad Alimentaria y Sostenibilidad de la división de cartón ondulado de Smurfit Kappa España | Portugal | Marruecos, afirma que “somos una compañía cuyas operaciones están completamente integradas y que, además, tiene ambiciosos objetivos de sostenibilidad en todas sus operaciones y en cinco áreas estratégicas: bosques, cambio climático, agua, residuos y personas. Pero, además, nuestra propia materia prima, el papel, nos permite diseñar y desarrollar para nuestros clientes soluciones de embalaje personalizadas y completamente sostenibles o más sostenibles a otras alternativas que pueden estar usando y que no lo son”.

Smurfit Kappa tiene un firme compromiso con la preservación de los recursos del planeta para legar un planeta mejor a las generaciones venideras, por lo que desempeña un papel clave en la reducción de los desechos de los embalajes no biodegradables a través de la iniciativa Better Planet Packaging, cuyo objetivo es abrir el futuro al embalaje sostenible para inspirar al consumidor, optimizar la cadena de suministro y crear un planeta mejor generando conciencia y estimulando el debate de los residuos no biodegradables.